Cheesecake Fit | Tarta de Queso Sin Azúcar y Baja en Grasa

Dado el éxito que tuvo ayer la foto que subí en Instagram de este Cheesecake super saludable que por no llevar no lleva ni grasa ni azúcar, me he visto en la obligación y el gustazo de pasaros la receta hoy mismo. Receta que coincide con otra publicación que ya tenía programada para hoy. Así que esta semana tenéis receta por partida doble... ¡Y en el mismo día! Ambas muy saludables.

Cheesecake Fit | Tarta de Queso Sin Azúcar y Baja en Grasa Thermomix

Hace unas semanas, un amigo me pasó una foto por Instagram donde se apreciaba lo que parecía una Tarta de Queso al uso. Base de galletas, aspecto esponjoso y mermelada como cobertura. Me preguntaba qué tendría de especial. Pues bien, al decirme que no contenía azúcares ni grasas en exceso mi curiosidad fue en aumento. Así que le pregunté cómo la había hecho. Después, de conocer los ingredientes empecé a pensar cómo tunearla para hacerla más sana y lo más parecida posible al Cheesecake original.

Como la mayoría sabréis, la Tarta de Queso es un postre que se hace con una mezcla de queso crema, azúcar y huevos, sin olvidar la base de galletas y mantequilla. ¿Cómo traducir todo eso para conseguir reducir calorías y eliminar el azúcar? Pues la respuesta es sencilla. Se trata de cambiar los ingredientes por otros que sean parecidos pero más ricos en nutrientes que los empleados en hacer el tradicional y calórico Cheesecake.

¿Tenéis curiosidad?

¡Pues vamos a por la receta!

Vídeo Receta

Ya tenéis a vuestra disposición el vídeo tutorial de la receta. En ella podréis ver lo fácil que es convertir un postre calórico y poco saludable en una versión mucho más nutritiva. ¡No te lo pierdas!


Ahora sí, os dejo con la receta.

Receta 

Ingredientes

Para la base

200 g de copos de avena
60 g de aceite de coco
1 cucharada de stevia líquida ( 15 g )
1 cucharada de canela en polvo

Para el cheesecake

500 g de requesón o de queso batido 0% M.G.
3 huevos
1 cucharada sopera de stevia líquida *
Esencia de vainilla ( opcional )

Cobertura



Pasos
  • En primer lugar prepararemos la base de la tarta. Para ello introduciremos los copos de avena, el aceite de coco que habremos derretido previamente en el microondas, la stevia líquida y la canela en el vaso. Lo trituraremos todo programando nuestro Thermomix 20 segundos a velocidad 7. Se formará una mezcla arenosa que nos recordará a la galleta molida que suele emplearse para hacer esta base. La probamos para comprobar el punto de dulzor y añadiremos más stevia al gusto. Recordad que es mejor echar poco a poco que pasarnos, ya que la stevia tiene un poder endulzante muchísimo mayor que el azúcar común.
  • Preparamos un molde desmontable. Yo usé uno de 18 cm de diámetro al que le puse un papel de hornear en la base para que el desmoldado fuese más sencillo. Cubrimos la base con la mezcla de avena y presionamos con la espátula haciendo que quede bien compacta. Es importante no dejar huecos sin cubrir. Llevamos el molde a la nevera o congelador mientras hacemos el Cheesecake para que solidifique y no se nos deshaga al verter la mezcla sobre él.
  • Hacemos el Cheesecake. Será tan sencillo como meter todos los ingredientes en el vaso. ¡No es necesario que lo lavéis! Echaremos el requesón, los 3 huevos y la stevia y mezclaremos todo programando 1 minuto a velocidad 8. Bajamos los restos que hayan quedado por las paredes con la espátula y volvemos a programar 30 segundos a velocidad 5. Probamos para comprobar el dulzor. 
  • Sacamos el molde de la nevera y vertemos el preparado de requesón sobre la base. Para no estropearla, podemos poner una espátula en la base y dejar caer la mezcla suavemente sobre ella. De esa manera, al reducir el impacto, no dañaremos la base.
  • Precalentamos el horno a 180º con calor arriba y abajo y sin ventilador.
  • Horneamos 45 minutos. Comprobaremos que está hecho pinchando con un palillo, como siempre. Una vez acabe el horneado, es muy importante dejar enfriar el pastel dentro del horno. De esta manera, no se deshinchará por el contraste de temperatura. 
  • Una vez fría la dejamos en la nevera de un día para otro. Finalmente, la desmoldamos y la cubrimos de mermelada sin azúcar o frutas al gusto.
Cheesecake Fit | Tarta de Queso Sin Azúcar y Baja en Grasa

¿Qué os ha parecido? ¡Más fácil imposible! Una receta sana y deliciosa cargada de nutrientes muy beneficiosos. Los ingredientes son ricos en hidratos de carbono y proteínas de la mejor calidad. El requesón es muy parecido al queso fresco, pero mucho más alto en proteínas e igual de bajo en grasas. En cuanto a la avena, supone una de las mejores fuentes de hidratos de carbono. Rica en fibra y baja en azúcares es el sustituto perfecto para la galleta en esta receta.

¡Espero que disfrutéis mucho preparándola y que os guste mucho!

Si la hacéis y os gusta, no dudéis en dejarme alguna foto por las redes sociales o algún comentario por aquí abajo. Es un gustazo leeros siempre. 

¡Nos vemos muy pronto, cocinillas!

¡Sed felices!


* Podemos sustituirla por el edulcorante que más nos guste, pero la stevia no tiene calorías y su poder endulzante es hasta 600 veces mayor que el azúcar común. Por eso no necesitaremos más que una cucharada para toda la mezcla 

8 comentarios:

  1. El aceite de coco es grasa ��

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Claro! Pero es muy poca cantidad y el aceite de coco resulta muy beneficioso para el organismo. Además, aporta un sabor delicioso a este tipo de preparaciones 😋

      Eliminar
  2. Y no es malo? Cm el aceite de palma y derivados? Ya una no sabe ni q usar🙃

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Qué va! El aceite de coco es muy saludable, siempre que lo compres puro de herbolario. Te recomiendo que te informes sobre sus muchas propiedades 😉

      Eliminar
  3. Podrias indicarme por favor, cual sería la equilavencia de la cantidad de stevia en azucar ^^

    ResponderEliminar

INSTAGRAM FEED

@cocinillastm5